Servicios de traducción inglés español en México

Los servicios de traducción inglés español en México representan el mercado con mayor actividad dentro de lo que es la interpretación y el doblaje. Particularmente en este país, la demanda más fuerte proviene de los Estados Unidos, aunque hay otros territorios sumamente fructíferos para esta profesión.

Por otro lado, cabe destacar que esto no es una mera coincidencia coyuntural, sino que es una consecuencia de la formación estructural e internacional de los negocios durante las últimas décadas. Esto significa que el inglés, por sobre el resto de los idiomas, ha logrado posicionarse como el “lenguaje de los negocios” oficial, por lo que es la vía de comunicación que actúa como denominador común entre las distintas partes en el desarrollo de contratos, defensas jurídicas y tratados políticos, entre otros. Así también merecen una mención especial carreras como Relaciones Públicas, Relaciones Diplomáticas, Comercio Internacional, Marketing y Ciencias de la Comunicación, en donde hablar fluidamente el inglés es indispensable.

¿Cómo se cobra el servicio de traducción inglés español en México?

Servicios de traducción inglés español

Si bien las tarifas dependerán de la agencia o profesional particular que contrates, los precios pueden establecerse por palabra o por cuartilla de hoja. Además, el costo total no será el mismo si se trata de una traducción del español al inglés que del inglés al español, siendo más caro lo primero. También hay que tener en cuenta que no todas las traducciones son iguales, pues hay diferentes clases que hacen que la tarea sea más o menos compleja.

¿Qué tipos de servicios de traducción inglés español hay en México?

No todos los servicios de traducción son iguales, puesto que los profesionales pueden afrontar desafíos muy disímiles. A saber:

  • Peritos Traductores: Su función es la de traducir documentos oficiales y con validez legal, tales como contratos, pasaportes y actas de nacimiento. Es imprescindible que cuenten con los permisos al día para desarrollar su profesión, ya que las firmas deberán certificarse para que los folios puedan presentarse formalmente ante las entidades competentes, como el Registro Civil o embajadas.
  • Traducción: Se trata de saber interpretar los textos del idioma original para llevarlos al deseado. No es una traducción literal, por lo que el profesional debe estar capacitado para manejar correctamente los localismos y las metáforas de tal modo que su traslado al nuevo idioma no perjudique el significado real de las oraciones.
  • Traducción Técnica y/o Científica: Son trabajos realizados sobre campos específicos. Generalmente, los lingüistas que toman estos pedidos están especializados y manipulan con gran destreza el vocabulario propio de un determinado sector. Por ejemplo, cuando debe traducirse un manual de odontología, el traductor debe conocer a fondo la terminología de dicha materia.
  • Corrección: En este caso la tarea del académico será la de rectificar todos los errores de estilo, ortográficos y gramaticales que se presenten en el texto. Este tipo de servicio se emplea, sobre todo, en portales web y en la edición de libros.
  • Interpretación: Se trata de la traducción en vivo y en directo para poder establecer una comunicación apropiada entre los involucrados. Se utiliza en eventos públicos, reuniones de negocios y en algunas obras teatrales (óperas).
  • Subtitulado: Es la capacidad de traducir los diálogos de materiales audiovisuales. Este servicio en la actualidad está en su apogeo debido a la era dorada de las series. Empresas como Netflix y Disney son claros ejemplos de ello.